sábado, 3 de noviembre de 2012

Stay: "The Fourth Dimension"

Publicado por


Estamos seguros que los cuarenta y dos minutos que dura "The Fourth Dimension" se configurarán como un punto y a parte en la discografía de Stay. Con este nuevo disco, la banda consigue fijar las bases de ese sonido tan personal y reconocible que han desarrollado a lo largo de sus diez años como formación y en el que han facturado ya cuatro discos de estudio. Durante los diez temas que forman "The Fourth Dimension", la banda consigue tejer una composición rock desde la perspectiva más pura y sencilla, sin parafernalias que la adornen ni que la enturbien. Y es que, tras su escucha queda confirmado que los cuatro músicos tienen un don: el de convertir en moderno lo antiguo. Stay beben de las raíces más auténticas del rock (como ejemplo está su título, un guiño a "The Fifth Dimension" de The Birds), algo que se ve reflejado en todas y cada una de sus composiciones, pero que de alguna manera, logran dotar de una frescura lo suficientemente atractiva como para que consigan atraer hacia ellos todas las miradas. Algo difícil si tenemos en cuenta que, no solo está todo inventado, si no que todos los grupos rock tienden a beber de las mismas referencias.
En "The Fourth Dimension" la mayoría de textos incitan a un cambio tanto personal como social, algo reconocible en temas como "The Change is Coming", "Yellow Rainbows" o "I Don´t See Myself" (soberbio y frenético corte que incluye sitar y un toque psicodelico y que cierra el disco de la mejor manera posible). Un discurso que tendrá como instrumento la garganta de Jordi Bel, vocalista de la banda, que consigue realizar un fabuloso ejercicio vocal dotando a cada tema de una expresividad ligera, casi sutil, pero que sienta fenomenal a cada corte. Estas letras vienen arropadas por un gran número de melodías vitalistas en las que todos los instrumentos poseen su propio espacio, un espacio que permitirá que el oyente pueda gozar sin dificultad de todos los arreglos y donde las guitarras y los teclados cobran, como ya viene siendo habitual, un significado especial. Y es que escuchando este trabajo podremos reconocer fácilmente como la banda ha grabado en analógico, dejando de lado la tecnología digital para dotar a este conjunto de canciones de ese calor tan característico que poseen las obras que estos músicos tanto admiran.
Los temas de "The Fourth Dimension" son de composición larga, melodías que se desarrollan sin prisas y que evolucionan de una forma natural, como si cada riff buscara al siguiente en una progresión natural. Y es que si hay algo bueno en este disco es que nada suena forzado: todo parece surgir de su propia evolución, evitando que su escucha pueda producir la indiferencia o el aburrimiento en el oyente.
"The Fourth Dimension" es un disco para todos los amantes del rock más puro y vitalista, de ese que bebe de las raíces y que por momentos parece retroceder en el tiempo. Y es que lo nuevo de Stay es un disco tan redondo que nos es imposible preguntarnos de nuevo cuál es el problema que impide que bandas como esta estén en el sitio que se merecen.


Página Oficial: Stay

No hay comentarios:

Publicar un comentario

sonidopolar@gmail.com