miércoles, 30 de octubre de 2013

Iván Ferreiro: Ferreiro y su cronología del mundo (25-10-2013, Barcelona)

Publicado por
A pesar de que no contábamos ni un mes desde la última visita de Iván Ferreiro a la Ciudad Condal (el 27 de septiembre presentó su nuevo disco "Val Miñor-Madrid. Historia y Cronología del Mundo" en la FNAC de L´Illa), su inicio de gira bien se merecía un sonoro y afinado sold out con una sala Razzmatazz 2 abarrotada y transgeneracional que esperaba con ilusión al gallego.

El telón cayó al son de la ya tradicional 20th Century Fox (esa sintonía que todos cantamos molestamente antes de ver una peli) para dar inicio a la primera de las doces paradas que el grupo realizará por toda España para presentar a su pequeña criatura. Una copa de plástico y el desaliño propio de Iván quitaban un poco de solemnidad al traje y los zapatos enlustrados, el atuendo perfecto para presentar en sociedad su obra más brillante, la que respira con los pulmones más llenos pero sobre todo la que lo hace con mayor elegancia. El acorde de lo más característico del panorama indie español (valga la exageración) deja dos segundos sin respiración al público, que no espera que el tema ideal para un final épico se convierta en su inicio. Por ello la banda da inicio al concierto con "Turnedo", tema que, tras unos segundos de desconcierto, el público recibe con los brazos abiertos. Y así, habiéndonos ganado a todos, coge el micrófono, se presenta y se disculpa. Y lo hace porque tal vez el público considerará que faltan canciones (como suele pasar en cualquier concierto de gira con apenas un single en la calle, añado yo). Pero como éste es un mundo de contrastes, Ferreiro continúa su speech diciendo que tan sólo se disculpa por educación, porque realmente a él le da igual. Como diría aquel, la honestidad es estratégicamente rentable.

Siguiendo con el público en el bolsillo, las casi dos horas de concierto sirvieron para una buena presentación del disco: rockera, sonora y alejada del sonido más intimista por el que la banda ha apostado en otras ocasiones. Se notó que Iván, con movimientos imposibles, entre férreos y armónicos, estaba orgulloso de su obra. Un disco que, como él ha reconocido en alguna entrevista, respira amor y sentimiento, y se aleja (¿definitivamente?) de los momentos oscuros que definían otras composiciones.

Temas como "Solaris" sonaron realmente bien pese a la dificultad vocal. Otros como "Cómo Conocí A Vuestra Madre" o "Twin Peaks" dieron buena muestra de lo completo de la última propuesta del grupo (mostraron, además, los surrealistas contrastes televisivos que puede ofrecernos el gallego) y el single "Dormilón" tuvo su merecido protagonismo pre-cerrando el concierto.

Y sí, faltaron temas (como "Canción De Amor Y Muerte", "Mi Coco" o "M"), pero los esenciales sonaron rotundos. "Años 80", "Inerte" o "Promesas Que No Valen Nada" hicieron las delicias de todos y fueron cerrando un concierto que sonó bien, mantuvo la intensidad y no aburrió en ningún momento. Fue el momento de un Iván arropado sólo con una tenue luz que compartía sólo con su piano. Palabras que se clavaron en aquellas cuatro paredes y dibujaron una promesa que lo valió todo.      

(Puedes ver la galería de fotos al completo aquí).

Texto: Carla Cabedo
Fotos: Cocoshots
Página Oficial: Iván Ferreiro

No hay comentarios:

Publicar un comentario

sonidopolar@gmail.com